ESCUCHA MATADOR:

      REFLEXIONES A VUELA PLUMA
          SOBRE EL FÚTBOL,
             EL PERIODISMO Y LA VIDA

















Buscador


MaTA-dor

domingo, junio 07, 2009

El beso de Kaká a Florentino

mata-dor. artículo publicado en marca (6-6-09)


En los casi tres años y medio que ha estado fuera de la presidencia del Real Madrid, Florentino Pérez se ha mantenido en silencio. Y ha apenas se la ha visto en un estadio de fútbol. Hace un año y medio hizo una excepción y se fue a Milán a ver un partido de Champions a San Siro invitado por su íntimo amigo Adriano Galliani.

Galliani bajó al vestuario media hora antes del partido acompañado por Florentino Pérez. El presidente del Real Madrid alucinó con lo que vivió en la caseta del Milan. Ante su sorpresa, le recibió Carlo Ancelotti con un beso en la mejilla. Pero ahí no quedo todo. Los jugadores del Milan se pusieran en fila y uno a uno fueron saludando con un beso al señor Pérez. Empezó Seedorf, continuó Maldini, Gattusso… y, por supuesto, Kaká, también le saludó con un beso en la mejilla.

Cuando recuerda la escena –y la cuenta de una forma muy divertida-, Florentino reitera su sorpresa. Primero porque su amigo Galliani le bajara al vestuario y, principalmente, por el cariñoso saludo de todos y cada uno de los futbolistas del Milan, poco habitual en un vestuario de fútbol. Florentino volverá a ver a Kaká a finales de este mes y seguro que le recuerda aquel primer contacto en el vestuario milanista.

Florentino mantuvo una relación especial con todos los jugadores mediáticos que fichó. De hecho, David Beckham el mandó el martes un sms muy cariñoso para felicitarle por su retorno a la presidencia del Real Madrid. Con Ronaldo la relación es muy fluida y a Zidane le ha dado el cargo de asesor y embajador del Real Madrid en el mundo. Sólo con Figo se torció un pelín la buena relación que mantuvieron, porque al portugués encajó muy mal su salida del Madrid. Florentino se llevó siempre muy bien con sus galácticos, pero ya no se equivocará en mimarlos.

Escrito por Matallanas | 6:34 p. m. | Enlace permanente