ESCUCHA MATADOR:

      REFLEXIONES A VUELA PLUMA
          SOBRE EL FÚTBOL,
             EL PERIODISMO Y LA VIDA

















Buscador


MaTA-dor

miércoles, julio 07, 2010

El partido de la vida (1ª parte)

artículo publicado hoy en As


España juega hoy las primeras semifinales de un Mundial en su historia. Como ha comentado nuestro capitán Iker Casillas es el partido más importante de la vida de este grupo de campeones, estos chavales que han nacido para ganar y para cambiar el sino del fútbol español. Muchos internacionales estuvieron en el camino correcto y merecieron haber llegado más lejos y ganar una Copa del Mundo. Los 23 de Del Bosque sienten hoy en sus botas la responsabilidad y la oportunidad de hacer justicia con los Zarra, Iribar, Cardeñosa, Juanito, Butragueño, Michel, Arconada, Maceda, Señor, Caminero, Kiko, Raúl, Hierro, Joaquín, Guardiola, Eloy, Luis Enrique, Valerón, Perico Alonso, Alfonso, Morientes, Santillana, Dani, Camacho, Gordillo, y tantos y tantos peloteros patrios (recuerdo más a los que he visto jugar Mundiales) que han defendido con honor, compromiso y sacrificio a La Roja el siglo pasado y en la primera década de este siglo XXI. Hoy ante Alemania juegan el partido de su vida y de nuestras vidas. Disputan la primera parte del sueño de nuestra infancia cuando nos enfundábamos la camiseta del mítico Arconada.

Si todo va como soñamos (¡y mira que soñamos fuerte!), nos espera Holanda en la final, en el que será el partido de nuestra vida (2ª parte). Pero primero hay que ganar hoy a la siempre complicada Alemania. Una selección más bisoña que la nuestra, con menos experiencia y con menos campeones en sus filas. Pero la Mannschaft lleva en su escudo los genes de la victoria, el ADN de los ganadores. Nosotros ya hemos mutado de los genes de nuestra elástica el fatalismo histórico, nos hemos aproximado a los que ganan y sabemos ganar. Será difícil, pero si hacemos el primer partido redondo del campeonato, estaremos en la final. Sin duda... ¡podemos!

Escrito por Matallanas | 7:37 p. m. | Enlace permanente