ESCUCHA MATADOR:

      REFLEXIONES A VUELA PLUMA
          SOBRE EL FÚTBOL,
             EL PERIODISMO Y LA VIDA

















Buscador


MaTA-dor

domingo, julio 05, 2009

La sombra de Puerta (Por Antonio Sanz)

el rincón de judas. artículo publicado en público



Por Antonio Sanz

En la semana de Kaká, todo es euforia, felicidad y gloria en el Real Madrid, pero otro futbolista de la fábrica ha recibido la nota de suspenso en la evaluación final. Rubén de la Red acudía al examen con chuleta -apoyado en su novia, hoy ya esposa, y su agente-. El profesor Valdano, con los informes médicos dictando sentencia, alargaba la angustia e incertidumbre de un profesional que transita en el alambre desde una dramática noche del último otoño. Mínimos pasos deportivos hacia delante y demasiadas incógnitas aún por resolver, dejan clavado a quien aspiraba a intentar volver. No será esta temporada. Tal vez, la siguiente, o no. Nadie se atreve a pronosticar. Nadie acierta con el diagnóstico. El síncope agudo con que se resume tanta ignorancia médica aprisiona una prometedora carrera. Pero es que la sombra de Antonio Puerta condiciona a cualquiera que pretenda asumir riesgos.

No hace tanto los técnicos cuestionaron a De la Red, en la vieja Ciudad Deportiva, una interrogante de orden táctico: “¿Quién quieres ser Redondo o Caminero?”. Las condiciones del centrocampista tienen mucho del argentino y más del madrileño, diseñado en los mismos campos de tierra. Y se quedó en el medio: con el poderío en el eje del madridista y con la verticalidad y trato de balón ofensivo del rojiblanco. De su padre aprendió a amar el fútbol. Quizá por eso entre sus elegidos figuran Maldini, Zidane o Raúl, aunque en un rincón particular posiciona a Laudrup, con quien coincidió en Getafe. Al sur de la capital reivindicó un lugar en Chamartín desde donde retornó con la medalla de oro de Europa. En Austria era ‘Maradona’, bautizado así por Ramos y Casillas, entre los campeones donde no caminó de puntillas en el torneo, hasta celebró un golazo ante Grecia. Pero en un trimestre volvió a leer su nombre en las portadas de los periódicos mientras se explicaba su desgracia. En estos meses, no ha salido de su boca un solo reproche ni tan siquiera para maldecir su mala suerte. Sólo alguna indirecta a la metedura de pata del ex presidente Calderón, quien rozó el ridículo en su novedosa función de médico cuando osó argumentar los signos de la enfermedad. O las certeras palabras de su compañero de caseta Miguel Torres: en Onda Cero, el defensa soltó un poso de amargura para aclarar como se pasa del blanco al negro en unos días: “Rubén creía que tenía más amigos”. Sin embargo, De la Red no se da por vencido y abraza al deporte. Por eso seguirá los pasos paternos para entrenar a algún equipo de niños de las categorías inferiores del Real Madrid. Necesita ocupar el tiempo, no por recuperarlo y sí por ubicar un rumbo en el horizonte. Se trata de manejar una rutina. Y nada mejor que empezar volviendo casi diariamente a Valdebebas.

El movimiento en los despachos de Concha Espina no se detiene. El reloj sigue marcando el progreso. Por eso, mientras uno busca respuestas, el mismo agente busca que otro de sus chicos desande lo andado. Se trata de José Manuel Jurado, a quien ha ofrecido a la presidencia para recuperar el espíritu de la base que desea retomar Florentino Pérez. El rojiblanco, que pasó sin hacer ruido por el Manzanares, espera, mientras, destino. Es una obsesión: Pérez, esta vez, sí quiere españoles… y madridistas -siempre que sea posible-.

Escrito por Matallanas | 5:12 p. m. | Enlace permanente

0 Comentarios:


<< MaTA-dor