ESCUCHA MATADOR:

      REFLEXIONES A VUELA PLUMA
          SOBRE EL FÚTBOL,
             EL PERIODISMO Y LA VIDA

















Buscador


MaTA-dor

domingo, enero 20, 2008

Adiós Maniche, adiós (Por Antonio Sanz)

el rincón de judas (columna publica en público el domingo 20 de enero de 2008)


Por Antonio Sanz

Vestuarios del Camp Nou. El Atleti acaba de empatar en el estadio del Barcelona en vísperas de la Navidad de 2006. Hasta cuatro jugadores reprochan a Maniche su actitud en el partido. Le critican la estúpida forma de provocar una tarjeta por desplazar el balón. Comenzaba la segunda parte y el portugués transitaría amonestado todo el segundo tiempo, en un partido con riesgo, por repetir una acción de la que ya estaba advertido. Medina Cantalejo le pasa la primera, pero no acepta la segunda acción. La fractura del portugués con el grupo estalla. En aquel momento es más que necesario. Pese a todo, el club espera a dialogar tras las vacaciones navideñas. En esos días, Maniche da positivo en un control de alcoholemia en Lisboa y se incorpora tarde a un par de entrenamientos. En el mes de enero su currículum de asistencia anota que no eran los primeros retrasos. Entonces, ya era el jugador con más multas de la plantilla. Su indisciplina sonroja. Pero el luso era imprescindible para el objetivo de recuperar Europa. Y eso, Maniche también lo sabía.

No es un mal tipo, dicen de él. Es alegre y divertido, aseguran otros, que apostillan como si del apellido se tratara, que es un poco alocado. Nadie discute sus cualidades, pero alerta su vida social. La apuesta de la dirección deportiva es temeraria. Aplazan el pago de nueve millones de euros por un centrocampista escasamente comprometido, según relata sin pudor su hoja de servicios. Sin discusión deportiva, pero con demasiados hándicaps personales. Mientras se cierra el acuerdo, se oculta en casa de un ex jugador rojiblanco. Lejos de prepararse físicamente, tras casi tres meses de vacaciones, se entretiene lavando coches, viendo la televisión o comiendo. Alguna mañana juega al fútbol-tenis. Así ocurre. Llega con exceso de equipaje corporal. Entre sus logros, una pelea en un entrenamiento con uno de los tipos más tranquilos que conozco -Antonio López- y unas declaraciones para enmarcar: “Quien quiera espectáculo…que vaya a la Gran Vía”. Acaba la Liga y el luso pide seguir. Promete cambiar. El dueño del club le advierte, antes de marcharse de vacaciones, que es transferible. Aguirre le deja las cosas claras: “si sigues, no te pasaremos una”. No cuentan con él.

Gil Marín tira de chequera y trae a Raúl García y a Cléber Santana. Pero ‘Nuno’ se resiste al cambio porque sabe que la Eurocopa le implica disciplina. El temprano inicio de la temporada facilita el resto. Maniche cumple y Aguirre cumple. Le otorga la titularidad en los primeros quince partidos de Liga Hasta que regresa el ‘Mr. Hyde’ de la novela de Stevenson. Sancionado el fin de semana, Aguirre le cita en la lista de Motril. ‘Nuno’ se incluye en el parte de bajas. Su afrenta llega a tal punto que canturrea en el vestuario su ausencia de la convocatoria. Al regreso de Granada, Aguirre reúne al grupo. El mexicano sentencia: “Te quedas fuera”. Maniche, preso de ira, replica indignado, “pero, ¿tú qué has ganado?”. El técnico no pierde la calma, respira y responde: “lo que tú no ganarás nunca, el respeto de tus compañeros”. Al salir del vestuario, ‘Nuno’ hace dos llamadas: a su representante y a Luis Figo. Esa mañana de diciembre tiene claro que su etapa en el Atleti ha concluido.

Escrito por Matallanas | 4:25 p. m. | Enlace permanente

3 Comentarios:

  • Escrito por Anonymous boticario colchonero, a las dom. ene. 20, 11:44:00 p. m.  

    Me parece perfecto. Es verdad que era necesario, es más, era imprescindible, pero si tanto hemos criticado las indisciplinas del Real Madrid y que era vergonzoso que se lo consintieran, no podemos ser menos. Si Aguirre consentía el desprecio de uno, luego llegaría el de otro y el de otro y más...

    Gracias por lo dado y que te vaya bien en otro sitio. Aquí nos has faltado el respeto.

    Hasta siempre.

  • Escrito por Anonymous Anónimo, a las lun. ene. 21, 09:22:00 a. m.  

    Estoy de acuerdo con boticario colchonero,por muy imprescindible que fuera maniche, no se podia ir por el vestuario a su bola, eso seria mal ejemplo para sus compañeros que tambien se lo curran. si se le permitiera todo a maniche y sus compañeros hicieran lo mismo eso seria un caos.

  • Escrito por Anonymous Doctor Who, a las lun. ene. 21, 10:27:00 a. m.  

    Ya no se paseará con su papada por el campo


<< MaTA-dor